Personal tools

Hackstory Twitter Hackstory Facebook

Ética hacker

From Hack Story

Jump to: navigation, search

Hackers y consciencia ética son términos indivisibles desde la primera red, ArpaNet, donde se discutían con pasión los buenos y malos usos de la tecnología. Esta ética-práctica es el punto de unión, en forma de nebulosa de ideas compartidas, de la comunidad hacker del planeta.

El Jargon File la define así:

La ética hacker es la creencia en que compartir información es un bien poderoso y positivo. Hay un deber ético entre los hackers de compartir su experiencia, escribiendo código abierto y facilitando el acceso a la información y los recursos computacionales, siempre que sea posible. Grandes redes como la misma Internet pueden funcionar sin control central por este trato, en el que todos confían y que se refuerza con un sentido de comunidad, que podría ser su recurso intangible más valioso.[1]

El periodista Steven Levy fue el primero en mencionar la ética hacker en su libro, editado en 1984, Hackers: Heroes of the Computer Revolution, donde enumera sus principios:

1. El acceso a los ordenadores y a todo lo que te pueda enseñar alguna cosa sobre cómo funciona el mundo debe ser ilimitado y total.
2. Toda la información debería ser libre.
3. No creas a la autoridad. Promueve la descentralización.
4. Los hackers deberían ser juzgados por su hacking, sin importar sus títulos, edad, raza o posición.
5. Puedes crear arte y belleza con un ordenador.
6. Los ordenadores pueden cambiar tu vida a mejor.[2]

En el mismo libro, Richard Stallman, creador del movimiento del software libre, da su propia visión:

No sé si existe una ética hacker, pero sí existió una ética del Laboratorio de Inteligencia Artificial del MIT: no importaban las reglas, en la forma de candados en las puertas o seguridad en los ordenadores. Estábamos orgullosos de lo rápido que podíamos eliminar la más mínima burocracia que se cruzase en nuestro camino. Cualquiera que cerrase una terminal en su oficina, porque era profesor y pensaba que era más importante que el resto de la gente, a la mañana siguiente encontraría su puerta abierta.

Si no se roba ni destruye, la ética hacker consiente tácitamente el curiosear en redes. La norma es no confiar en las normas, como escribe Bruce Sterling en el libro The Hacker Crackdown:

Cuando eres un hacker, son las propias convicciones internas de tu estatus de élite las que te capacitan para romper o exceder la reglas. Habitualmente, las reglas rotas por los hackers no son importantes, son las reglas de los avariciosos burócratas de las compañías de telecomunicaciones y de la estúpida plana de los gobernantes.[3]

Pekka Himanen, en su libro La ética del hacker y el espíritu de la era de la información aporta otra visión:

La ética hacker es heredera de la ética científica, que conlleva un modelo donde las teorías de desarrollan colectivamente y los fallos son percibidos por la potencia crítica de la comunidad. Además, no implica derechos de autor, sólo se pide que se mencionen las fuentes y que las nuevas investigaciones sean publicadas, para beneficio de la comunidad.[4]

Por último, los primeros: alguien llamado Doctor Crash publicaba un texto en la ezine de referencia de la comunidad hacker, Phrack, en 1986, cuando era editor el legendario Taran King, donde se definía al movimiento hacker en tres demoledoras frases:

Cualquier cosa que hagas, sigue luchando. Lo sepas o no, si eres un hacker eres un revolucionario. No te preocupes, estás en el lado correcto.[5]

Notas

  1. hacker ethic. Jargon File
  2. Hackers, heroes of the computer revolution. Steven Levy.
  3. La Caza del Hacker: Ley y Desorden en la Frontera Electrónica. Bruce Sterling. Equipo de traductores de Kriptópolis, 1999
  4. La ética del hacker y el espíritu de la era de la información. Pekka Himanen, 2001
  5. The Techno-Revolution. Doctor Crash. Phrack #6 (10-06-86)
Hackstory.es - La historia nunca contada del underground hacker en la Península Ibérica.